En la avenida Pichincha, al inicio del Centro Histórico, es una edificación pequeña junto a una plazoleta recientemente creada que permite una mirada tranquila a pesar del gran tráfico.